4 de enero 2020

LA JUSTICIA BRITÁNICA FALLÓ A FAVOR DE LA JULIAN ASSANGE

En la mañana de hoy, la jueza Vanessa Baraister rechazó la extradición a Estados Unidos del fundador de WikiLeaks, Julian Assange.

La magistrada británica Vanessa Baraitser justificó su decisión de rechazar la extradición a Estados Unidos en base a la salud mental del periodista Julian Assange: “Considero que el estado mental del señor Assange es tal que sería opresivo extraditarlo a Estados Unidos”. 


A su vez, presentó evidencia brindada por la defensa del acusado que demostraría sus intenciones suicidas. Para la cadena BBC, la jueza expresó: “La impresión general es la de un hombre deprimido y por momentos desesperado […] la salud mental del señor Assange se deterioraría, dándole motivos para cometer suicidio llevado por la 'determinación obsesiva' de su trastorno de espectro autista”. 


El pedido de extradición a Estados Unidos tiene por objeto juzgar a Assange respecto a la publicación de documentos militares y diplomáticos secretos acusándolo de 17 cargos por espionaje y uno de intrusión informática, con penas que podrían acumular hasta 175 años de cárcel. 

 
Por ello, la decisión de la justicia británica si bien es un revés positivo para Assange, todavía puede ser apelado ya que Estados Unidos tiene un plazo de 14 días para recurrir este fallo. Al mismo tiempo, la defensa de Assange declaró que pedirá la libertad bajo fianza del periodista. 


La saja judicial comenzó en 2010, año en que se publica en WikiLeaks más de 250.000 cables de la diplomacia estadounidense como, por ejemplo, un video que evidenciaba como desde un helicóptero de combate de dicha nación disparaba a civiles en Irak en 2007. Como consecuencia, docenas de personas fallecieron en Bagdad, entre ellos 2 periodistas de la agencia de noticias Reuters. 


Washington argumenta que las acciones de Assange pusieron en peligro la vida de sus informantes; en contraposición, la defensa del periodista expresa que la persecución judicial “representan un ataque sin precedentes a la libertad de prensa” por este motivo se mantuvo recluido 7 años en la embajada de Ecuador en Londres bajo la figura de asilo político hasta su detención en abril de 2019. 


Momentos después de que se publicó la decisión de la justicia del Reino Unido, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, manifestó que celebra la decisión ya que “Assange es un periodista y merece una oportunidad”. 


“Estoy a favor de que se le indulte, no solo eso, voy a pedirle al secretario de Relaciones Exteriores que haga los trámites correspondientes para que se solicite al gobierno del Reino Unido, la posibilidad de que el señor Assange quede en libertad, y que México le ofrece asilo político, con lo que significa el derecho de asilo en nuestra tradición, que es protección pero al mismo tiempo también la responsabilidad de cuidar que el que recibe el asilo, no intervenga, no interfiera en asuntos políticos de ningún país”, de esta manera AMLO busca ser el segundo país en brindarle asilo político a Assange.